5 claves para acostumbrar a tu gato a llevar collar

Un gato acostumbrado a llevar collar
5/5

Si tu gato tiene la posibilidad de salir de casa es fundamental que lleve un collar con el que se le pueda identificar. Ya que en caso de que alguien lo coja o se extravíe será más sencillo saber que tiene un dueño que le cuida. Sin embargo, todos sabemos que no es algo que agrade especialmente a los mininos. Te explicamos cómo acostumbrar a un gato al collar.

Con estos consejos conseguirás que tu gato lleve el collar cómodamente sin que suponga una molestia. Y además tendrás la seguridad de que si sale al exterior no le confundirán con un gato callejero.

Usa un tipo de collar específico para gatos

Lo primero que tenemos que tener claro es que no vale cualquier collar. En las tiendas de animales especializadas puedes encontrar collares para gatos antiahogo. Estos modelos permiten quitarse el collar en caso de engancharse con algo. Por lo que son los únicos que debería llevar. Y recuerda, sin ponerle cascabel.

Gato adulto que lleva un collar antiahogo

Deja que se familiarice antes de ponérselo

Antes de intentar colocar el collar en el cuello del gato deja que lo huela. Es recomendable ponerlo en su cama y frotarlo con sus cosas para gatos y que adquiera su olor. De este modo al gato le resultará un elemento menos extraño.

Ponle el collar en un momento tranquilo 

Aprovecha un momento en el que el gato esté relajado o distraído para colocar el collar al gato por primera vez. Por otro lado, deja que lo tenga puesto durante unos minutos la primera vez. Poco a poco ve aumentando la duración hasta dejárselo puesto siempre.

No aprietes el collar

Es importante que puedas meter los dedos entre el collar y el cuello. Es la manera de asegurarnos de que no le aprieta y por tanto lo lleva con comodidad. Esto es especialmente relevante si es un cachorro, ya que crecen muy rápido.

Gatito cachorro con  un collar antipulgas.

Acostúmbrale desde cachorro

Ponerle un collar a un gatito es mucho más sencillo que a un gato adulto. Si quieres que tu cachorro lleve collar comienza a acostumbrarle desde los 5 ó 6 meses. Al principio le resultará raro pero en un par de días lo llevará sin apenas darse cuenta.

Artículos relacionados